La construcción siempre ha sido una de las actividades predilectas realizadas por el ser humano. Desde épocas remotas en las que incluso no había un lenguaje bien desarrollado, nuestros antepasados hacían pequeñas construcciones con madera, piedra y pieles que les sirvieran como refugio. Por supuesto, con el paso del tiempo y la evolución del hombre los materiales usados y el tamaño de sus refugios fueron cambiando, creciendo y mejorando.

camión dosificador

Llegó una época en la que las construcciones realizadas fueron tan grandes y los materiales utilizados tan pesados que resultaba imposible trasladarlos sin ayuda de máquinas. Se podría decir que en esos tiempos nacen los antepasados del camión dosificador. En ese entonces no eran camiones en realidad, pero se utilizaban vehículos con ruedas que servían para trasladar materiales para la construcción, sobre todo piedras, de un lugar a otro.

De la misma forma en que avanzaban las ciencias, lo hacían las técnicas de construcción. Los materiales cambiaron, los vehículos se mejoraron y ya no era necesario trasladar piedras tan grandes de un lugar a otro, pues se hacían mezclas con diferentes materiales que al secarse se endurecían tanto o más que una piedra.

Se comenzaron a crear instrumentos y máquinas cada vez más avanzadas que tenían la capacidad para liberar una mezcla poco a poco, sin verter todo el contenido de golpe, de manera que se pudiera distribuir la mezcla de forma uniforme y práctica, sin desperdiciar y con el tiempo suficiente para dar la forma requerida a la construcción, monumento o escultura que se estuviese realizando.

Por supuesto, muchas veces se requería llevar la máquina de un lugar a otro y ésta era montada sobre un vehículo para su traslado y uso en otro lugar. Y es precisamente en ese momento cuando nace quizás el pariente más directo del camión dosificador.

Obviamente, con el paso del tiempo y el avance de la tecnología se crearon máquinas cada vez más y más especializadas en este tipo de tareas y por lo tanto mucho más efectivas. Al llegar a nuestra época se requiere llevar a cabo construcciones de manera cada vez más rápida y eficaz, pero con la misma calidad. Además, el mundo ha ido creciendo y creciendo y la población se expande cada vez más por lo que hay que llevar materiales y maquinaria para la construcción cada vez más lejos.

Y así llegamos a tener el camión dosificador que hoy conocemos. Pero qué es exactamente esto. Este tipo de vehículo es un equipo cuya función es trasladar, entregar y suministrar de una forma ágil y rápida, pero contenida y regulada, un material, mezcla o insumo necesario para la producción o construcción de algún material o edificio.

Estos camiones pueden contener y transportar grava, tierra, arena, cemento, o cualquier otro material para la construcción, sin embargo, el uso más común que se les da es para transportar y verter la mezcla que se crea para hacer concreto (precisamente una mezcla de grava, arena, cemento y agua, por lo general).

Una vez que el vehículo contiene la mezcla o material que se requiere utilizar, el chofer o usuario activa un mecanismo que vierte el material en la cantidad y velocidad que el usuario requiera. Este tipo de maquinaria ayuda a utilizar las cantidades exactas de materiales para que se logre el resultado deseado y las construcciones o materiales hechos no tengan defectos o características no deseadas.

En pocas palabras, un camión dosificador, como su nombre lo dice, contiene y trasporta una mezcla o material y lo vierte de manera dosificada.

Por supuesto, existen diferentes tipos de camiones dosificadores, hay de diferentes tamaños y capacidades, algunos son más tecnológicos que otros, algunos son más rústicos, algunos tienen funciones y controles muy avanzados y variados y otros son incluso activados de manera manual o mecánica.

La gran mayoría de maquinaria de este tipo cuenta con un medidor que indica la cantidad o porcentaje (según su capacidad) de material que contiene el vehículo, tiene medidores que se programan para liberar una cierta cantidad de mezcla, un tornillo sinfín (o sin fin) que es el mecanismo que sirve para liberar el material y un motor que es el que activa el mecanismo que da inicio al vaciado del contenido.

Según la potencia del motor y la velocidad que se le dé es la rapidez en la que la mezcla se va surtiendo, pues entre más rápido gire el tornillo sinfín, más volumen del material se vaciará. Por supuesto, dependiendo del camión, su tamaño, su capacidad y las necesidades de los usuarios, el tamaño del tornillo puede variar, algunos son pequeños y delgados y hay otros que tienen un gran volumen por lo que vierten el material de manera más rápida.

camión dosificador

Si necesitas un camión dosificador, puedes ponerte en contacto con nosotros o ingresar a nuestra página de internet para conocer nuestro inventario y el tipo de maquinaria con la que contamos y ofrecemos.

Nosotros somos Maquinaria Pesada CSF, empresa especializada en la compra y venta de maquinaria pesada usada. Por esta razón, ofrecemos precios asequibles, pero eso no significa que nuestros equipos sean de baja calidad. Todo lo contrario, ofrecemos vehículos y maquinaria de la más alta calidad y en perfecto estado para su uso.

Te invitamos a conocernos, contamos con personal capacitado que te puede asesorar y ayudar para elegir la mejor opción de acuerdo con tus necesidades y las de tu empresa y que adquieras así, el mejor equipo y maquinaria con la mejor calidad y los mejores resultados.