Lo que necesitan saber sobre la grúa Titán venta y las grúas en general.

Una grúa consiste en una maquina diseñada para levantar y mover cosas en espacios abiertos. Éstas funcionan por medio de poleas y cuerdas, y en sus inicios eran mecanismos un tanto simples. Para hablar de los orígenes de estas máquinas hay que remontarnos a la época de la antigüedad, en civilizaciones tan lejanas como la egipcia, persa y sumeria, pues se tiene registro del uso de grúas en estas civilizaciones. Se dice también que la grúa deriva del puntal de carga. En la antigua Grecia las grúas funcionaban por medio de fricción, y eran accionadas por animales u hombres que proporcionaban la fuerza de empuje; en ese tiempo las grúas eran utilizadas para la construcción de templos, palacios y altos edificios.

Los primeros hallazgos pertenecen al siglo VI, los cuales consistían en enormes bloques de piedra con marcas distintivas que indican que eran destinados para levantar cargas pesadas. La adopción del torno y la polea, representó un cambio importante en la fuerza vertical y el manejo del peso, desplazando a la rampa como mecanismo de empuje. Estas grúas podían cargar entre 15 y 20 toneladas, con ello se sustituyó la vieja práctica de erguir columnas monolíticas por la de encimar varias ruedas de piedra para conformar una columna. La adopción de las grúas alrededor del mundo fue en aumento, gracias a la adición de poleas para su funcionamiento. Con el desarrollo y perfeccionamiento de las poleas las grúas fueron aumentando su tamaño, lo que permitió que mayores pesos pudieran ser elevados.

La popularidad de tales instrumentos ya era inminente antes de la llegada del imperio romano y su empleo se incrementó en el apogeo de éste pues con su ayuda fueron construidas estructuras megalíticas. Los romanos terminaron adoptando la figura de la grúa griega descrita por Aristóteles, la perfeccionaron y bautizaron como “grúa griega”. Los tamaños de las grúas romanas debieron ser impresionantes pues estas debían soportar hasta 60 toneladas, por lo que su altura era bastante similar a las actuales. Posteriormente, los tamaños de las grúas fueron reducidos pues los trabajos dejaron de ser tan megalíticos. Esto es debido a que ya en la alta edad media las grúas eran utilizadas en astilleros y puertos, en los que se empleaban para la construcción de embarcaciones y para proveer de carga a los navíos mercantes. Tiempo después, se comenzó la construcción de grandes catedrales y castillos alrededor de Europa por lo que el tamaño de las grúas fue creciendo nuevamente. Para su correcto funcionamiento estas grúas eran construidas en torres con el fin dar una mayor estabilidad, además, su composición era de madera. Posteriormente con la revolución industrial la madera fue sustituida por el acero y el hierro fundido. Con ello, en el siglo XVIII, surgió la primera energía mecánica capaz de mover sin necesidad del esfuerzo humano el prototipo de las actuales grúas, a saber, el vapor. Con tal recurso, el funcionamiento de las grúas se amplió y optimizo, asimismo, alcanzó popularidad en todo el mundo civilizado de aquel entonces.

Las transformaciones de este tipo de maquinaria ha ido a la par de las innovaciones industriales y tecnológicas de los últimos siglos, por ello las grúas modernas (como la grúa Titán venta que ofrecemos en Maquinaria Pesada CSF) están fabricadas con los mejores materiales y diseñadas con la mejor tecnología lo que permite un manejo de cargas pesadas y a mayor altura; además con ello se reducen los riesgos de accidentes potenciales. Las grúas modernas para su funcionamiento utilizan motores de combustión interna o bien sistemas eléctricos de motor o sistemas hidráulicos lo que proporciona mayor empuje y fuerza; sin embargo las grúas pequeñas y manuales aún se utilizan en pequeños trabajos en los que el gasto de energía mayor resultaría innecesario.

Es por lo señalado que en nuestros días existen muchos tipos de grúas, de distintos tamaños y características dependiendo del uso al que se vaya a destinar: desde las grúas flotantes (usadas para el rescate de barcos), grúas torre (cuyas funciones están destinadas para la construcción de altos edificios), grúas móviles hasta pequeñas grúas utilizadas en interiores de talleres llamadas “de horca”. Las grúas hoy en día son muy comunes de encontrar en puertos, fábricas, construcciones, y en lugares donde se requiere mover grandes pesos, también se hace constante empleo de las grúas móviles y las grúas fijas las cuales describiremos a continuación. Las grúas fijas pueden ser las grúas Derrick, grúa horquilla elevadora de montacargas, grúa pórtico o grúa puente, etcétera.

Las grúas móviles pueden montarse sobre ruedas o camiones, sobre orugas o cadenas, entre otros. Dentro de las grúas móviles se encuentran las grúas Titán, las cuales están diseñadas para hacer maniobras en diversos terrenos y en diversas situaciones. Estas grúas cuentan con un vehículo integrado y su soporte de carga suele llegar hasta las 300 toneladas.

Por esto último si requiere de movilidad y gran soporte, nuestra grúa Titán venta venta puede ser la mejor opción para sus inversiones dentro del ramo de la construcción. Conscientes de ello, en Maquinaria Pesada CSF procuramos cubrir todas las normas de calidad y seguridad de nuestros productos y servicios. Nuestra firma le ofrece la mejor variedad de grúa Titán venta del mercado con equipo especializado para toda carga, capaces de levantar 300 toneladas y con la ventaja del movimiento en cualquier terreno. Ofrecemos lo mejor en grúas titán, ya sea nuevas o seminuevas, con coste accesibles, asimismo, los vehículos sobre los que están montados las grúas se encuentran en óptimas condiciones. Compruébelo usted mismo, visite nuestra página web o nuestras instalaciones y revise la calidad de nuestras grúas. ¡Gracias por su visita!

Publicaciones recientes